Minutos de desasosiego

Una madre de familia vivió alrededor de dos horas de angustia, luego de que, por un descuido, su pequeño hijo de seis años se le extraviara en el centro de Miahuatlán de Porfirio Díaz.

Poco después de la una de la tarde de este lunes 20 de noviembre, el pequeño Luis Antonio se encontraba, junto con su madre, sobre la calle Guillermo Rojas, a un costado del mercado Orfa Bohórquez Valencia, donde había concentración de personas, quienes observaban el desfile conmemorativo de la Revolución Mexicana.

En cuestión de segundos, la madre perdió de vista al pequeño Luis Antonio y entre la multitud se puso a buscarlo. No tuvo éxito. El tiempo pasaba y la mujer entraba en desesperación, ya que le era imposible moverse rápidamente por la cantidad de gente que estaba concentrada admirando el paso de distintos contingentes.

Al no hallar al menor, la madre decidió pedir auxilio en la Comandancia Municipal, corporación que pidió la intervención de elementos de Protección Civil para iniciar la búsqueda del pequeño.

Rápidamente la foto del menor y las características de la ropa que vestía circularon por grupos de WhatsApp y publicaciones en Facebook pidiendo la colaboración de los ciudadanos en la localización del niño extraviado.

Aproximadamente dos horas después de haber perdido a su hijo, la madre recibió la noticia que estaba esperando: el niño fue encontrado en inmediaciones de la iglesia de San Andrés y que iba en camino hacia su casa.

Sin embargo, la madre de familia estaba recibiendo atención médica frente a las oficinas de Protección Civil municipal, ya que la angustia le provocó malestares físicos y un desmayo.

Minutos más tarde, Luis Antonio regresó junto a su madre con el susto de haberse perdido por unas horas  y con un fuerte abrazo terminó la angustia de una mujer que pasó una de las peores tardes de su vida.

El reencuentro luego de la angustia.

 

9de30629-b7d3-4676-89c9-22fc862c2f9d
Advertisment
Comentarios
error: Contenido protegido!